Gordon Matta-Clark (1943-1978)


Su breve carrera artística y lo efímero de su obra no impidieron a Matta-Clark convertirse en un artista imprescindible al considerarse el arte de los últimos 40 años. A pesar de ser arquitecto, en su obra adquiere importancia la destrucción: cortó edificios, taladró paredes, rompió ventanas. Su interés por los espacios intermedios, por los contenedores corporales y sociales, por la degradación urbana, le permitieron trascender el conflicto que mantuvo con la institución Arquitectura. Artículo completo e imágenes en ARQtipo >>>